Los manifolds son medidores digitales principalmente dirigidos a los sectores de la refrigeración, el aire acondicionado y las bombas de calor. Permiten medir la presión, el tiro al vacío, el sobrecalentamiento y el subenfriamiento de más de un centenar de gases refrigerantes.